Agua en asteroides podría ser común

El hielo de agua en los asteroides puede ser más común de lo esperado, según un nuevo estudio que fue presentado en la reunión de la División para Ciencias Planetarias de la Sociedad Astronómica Americana.

Ilustración artística de un asteroide
Dos equipos de investigadores que fueron noticia en abril por mostrar la primera evidencia de hielo de agua y moléculas orgánicas en un asteroide, ahora han descubierto que el asteroide 65 Cybele contiene el mismo material.

"Este descubrimiento sugiere que esta región de nuestro sistema solar contiene más hielo de agua de lo previsto", dijo Humberto Campins, profesor de la Universidad de Florida Central. "Y apoya la teoría de que los asteroides pueden haber golpeado la Tierra trayendo a nuestro planeta el agua y los bloques de construcción para que la vida se formara y evolucionara".

Campins presentó los hallazgos de su equipo durante la 42ª Conferencia anual de la División para Ciencias Planetarias en Pasadena, California, que finalizó el 8 de octubre.

El asteroide 65 Cybele es algo más grande que el asteroide 24 Themis, que fue el asteroide del anterior estudio del equipo. Cybele tiene un diámetro de 290 km, mientras que Themis tiene un diámetro de 200 km. Ambos se encuentran en la misma región del cinturón de asteroides entre Marte y Júpiter.

El artículo académico que informa de este nuevo hallazgo ha sido aceptado para su publicación en la revista europea Astronomy and Astrophysics.

Campins es un experto en asteroides y cometas. Él fue el centro de atención por un artículo publicado en Nature que muestra la primera evidencia de hielo de agua y moléculas orgánicas en el asteroide 24 Themis. También ha trabajado en varias misiones científicas con la NASA y la Agencia Espacial Europea.

Fuente

2 comentarios:

Jesus dijo...

Siempre me han extrañado 2 cosas cuando estudiaba ciencias naturales.
Una era la teoría de que la Luna se hubiese formado porque un astro del tamaño de Marte hubiera chocado con la Tierra dando lugar al paisaje inhóspito de Alaska.
Me parecía una excusa para justificar el aspecto de Alaska.
Creo que es bastante inverosimil pensar que cada satelite de cada planeta de cada estrella de cada galaxia se haya formado porque un planeta chocó con otro.
Creo más bien que los satélites se forman por acumulación de partículas y como no son muy grandes, rotan alrededor de un astro mayor.

La otra cosa que no tenía clara era esta de que la vida había venido a través de un asteroide. ¿Y por qué iba a ser más probable la vida en un asteroide que en la Tierra?
Todo el proceso del agua y la oxigenización podría haberse creado en la Tierra, no veo necesidad de recurrir a un asteroide.

No se que opinarás tú.
Un saludo.

Quasar dijo...

Hola Jesús!

Existen varias evidencias que apoyan que la Luna se formó por un impacto. Por ejemplo, se ha podido determinar casi con seguridad que en el pasado la Luna estuvo fundida, lo que es compatible con la teoría de un impacto. También se han encontrado isótopos de oxígeno en una abundancia practicamente igual a la existente en la Tierra. Además existen varias otras evidencias físicas más técnicas.
Esa es la teoría más ampliamente aceptada para explicar la formación lunar.
En cuanto a lo del paisaje inhóspito de Alaska debido a la formación de la Luna nunca lo había escuchado, y me parece bastante raro, pues para ese entonces ni si quiera existía vida sobre la Tierra y menos los continentes tal como los vemos hoy en día.
Es muy improbable (por no decir imposible) que todos los satélites naturales de otros planetas se hayan creado también a causa de una colisión, de hecho se cree que se han formado justamente por acumulación de material, o incluso algunos pueden haber sido antiguos asteroides o cometas que luego fueron capturados por la gravedad de su planeta.

La teoría que propone que la vida vino desde el espacio, llamada Panspermia, es apoyada por el hallazgo de componentes orgánicos y agua en distintos lugares del Universo, lo que hace pensar que la vida se encuentra diseminada por el cosmos. También se ha podido comprobar que existen bacterias capaces de sobrevivir largos periodos en el espacio exterior.
Esta teoría, que tiene varios detractores, explica cómo apareció la vida en la Tierra, pero no cómo se originó la vida en sí. Sin embargo, podría ser posible que la vida halla llegado de esta manera a la Tierra.

Saludos! Y gracias por comentar ;)

Publicar un comentario